PDDH Santa Ana verifica albergues durante la emergencia por tormentas tropicales Amanda y Cristóbal.

Las tormentas tropicales Amanda y Cristóbal que atravesaron El Salvador en los pasados días obligaron a evacuar a las personas que viven en terrenos vulnerables, como las orillas de ríos y arroyos, o cerca de quebradas. Para cobijar a este grupo, las autoridades locales habilitaron ocho albergues.

Acorde al mandato constitucional del Procurador para la defensa de los derechos humanos, José Apolonio Tobar Serrano, la delegación de Santa Ana realizó verificaciones y monitoreos constantes de los albergues para familias evacuadas. El objeto de este seguimiento fue asegurarse que las autoridades garanticen condiciones dignas de salubridad y alimentación para las personas albergadas.

En comunicación con el delegado departamental de Santa Ana de Protección Civil se tomó conocimiento de la habilitación de ocho albergues, entre los que se encuentran el Centro de Convenciones de la Alcaldía de Texistepeque, el Centro escolar del Caserío El Zunza del mismo municipio, el Centro escolar Ojo de Agua en Chalchuapa y el Centro escolar del Cantón El Tinteral en Coatepeque, entre otros. Allí se alojaron 91 personas durante la emergencia.

La Delegación PDDH Santa Ana también monitoreó las labores de mitigación de riesgos, tanto como otras medidas y acciones efectuadas por parte de las comisiones departamentales y municipales de Protección Civil, el Ministerio de Salud, PNC y el cuerpo de Bomberos. Ello sin descuidar la atención de las denuncias recibidas y las acciones inmediatas requeridas para garantizar los derechos humanos de la comunidad local.


Leer más

PDDH Santa Ana verifica retenciones realizadas y centros de contención durante la emergencia nacional por COVID – 19

Desde el 22 de marzo del corriente año la delegación de la Procuraduría para la defensa de los derechos humanos (PDDH) en Santa Ana estuvo vigilante de que las medidas adoptadas para contener la propagación del COVID – 19 no violenten los derechos humanos de la población. A tales efectos, se dio un seguimiento diario de las personas retenidas tanto en los controles vehiculares, como en la vigilancia de la circulación de personas en las calles.

Se mantuvo entrevista con el Jefe de la delegación de la PNC en Santa Ana, así como también varias reuniones con los oficiales de servicio de turno. Al 22 de abril se llevaban contabilizadas 234 personas retenidas y derivadas a distintos centros de retención. Las primeras personas retenidas fueron llevadas al Centro de Cumplimiento de Cuarentena (CCC) de Ciudad Mujer en el Municipio de San Martín, San Salvador; mientras que los varones fueron trasladados al CCC de Ciudad Mujer en Santa Ana. Posteriormente también se derivaron personas a la Villa Olímpica en Ayutuxtepeque y a las instalaciones del Tabernáculo Bíblico Bautista en San Salvador, entre otros.

 

El 27 de abril la jefatura de la PNC y autoridades locales del Ministerio de Salud solicitaron al delegado Gustavo Blanco una mediación al interior del CCC de Ciudad Mujer de Santa Ana, dado que 73 personas de las 112 retenidas en dicho lugar exigían su salida considerando que contabilizaban 38 días allí, sin que hayan recibido el resultado de la segunda prueba de tamizaje de COVID – 19 a la que se habían sometido. Las autoridades ya no tenían facultad legal para que permanecieran allí, pero se corría el riesgo de que alguno resultara positivo y recomendaban esperar los resultados. Por lo que ante la intervención de la PDDH Santa Ana, acordaron esperar un día más.

PDDH Ahuachapán también monitoreó a diario las Fronteras de Anguiatú y San Cristóbal; los trece  Centros de Contención en el Departamento de Santa Ana habilitados para la cuarentena controlada; y  los centros de acopio del comité de Protección Civil, del Ministerio de salud, del Sistema Básico de Salud Integral (SIBASI) y los Centros Penales.


Leer más