Enlace a Comisión Nacional de Búsqueda de Niñas y Niños Desaparecidos durante el Conflicto Armado Interno

Enlace a Unidades Juveniles PDDH

Enlace a Biblioteca PDDH

Enlace a Portal de Información Pública

El Procurador para la Defensa de los Derechos Humanos, Lic. David Ernesto Morales, considera oportuno pronunciarse ante los cinco (5) asesinatos contra personas de la población LGBTI (lesbianas, gays, bisexuales, travestis, transexuales, trans-género e intersexuales) ocurridos en lo que va del año 2016.

La PDDH ha registrado los homicidios de 5 personas de la población LGBTI, los que también han sido denunciados por las organizaciones y personas integrantes de la Mesa de Derechos Humanos de la Población LGBTI: tres ocurridos en San Salvador, uno en Usulután y otro en el Departamento de La Paz; entre los días del 7 al 13 de enero.

En virtud de lo anterior, el Procurador para la Defensa de los Derechos Humanos, expresa:

Su condena y rechazo a estos crímenes, además sus condolencias a las familias dolientes, a las organizaciones activistas que trabajan en defensa de los derechos de la población LGBTI, por la pérdida de estas vidas.

Hace un llamado a las autoridades de la Fiscalía General de la República, al nuevo señor Fiscal General de la República, licenciado Douglas Arquímedes Meléndez a la Policía Nacional Civil, a investigar de manera diligente y eficiente dichos crímenes, para determinar si en estos asesinatos existe la motivación de odio hacia la expresión de género o la orientación sexual de las víctimas a fin de promover procesos judiciales contra los responsables.

Con respecto a los mecanismos de protección para los familiares de las víctimas y testigos de estos hechos, se debe garantizar su participación durante el esclarecimiento de los mismos, que no sean perturbados por amenazas contra su vida, integridad física y mental y recuerda que el Estado debe establecer mecanismos que les garanticen una protección integral.

Reitera que la PDDH, conforme a su mandato constitucional, ha investigado la vulneración del derecho a la vida, de la que ha sido víctima la población LGBTI, registrando en los años del 2009 al 2015, al menos 14 homicidios, frente a los cuales ha prevalecido la impunidad, inseguridad jurídica, retardación, poco o nulo acceso a la justicia con la falta de respuesta y judicialización de los mismos.

Finalmente, expresa su compromiso a dar seguimiento cercano a los procesos de esclarecimiento de todos estos hechos; así como al impulso de acciones que visibilicen, reconozcan y protejan los derechos de la población LGBTI en El Salvador.

San Salvador, 18 de enero de 2016.